viernes, 30 de octubre de 2009

AL ITALICO MODO


Sonsoles y Alfonso me plantearon qué hacer con su pabellón de piscina, en las afueras de Madrid. Ellos son aficionados a la arqueología, y tienen una magnífica colección para la que hice una vitrina, que en otra ocasión mostraré. Conociendo sus gustos, pensé en Villa Adriana en Tívoli: me pareció que su sucesión de arcos y columnas tiene un juego de repeticiones adecuado para aligerar el muro. Además, las 3 bocas de fuentes traídas de Florencia y el perímetro de la piscina, envejecido por Iñaki Oyarbide, contribuirían a un conjunto armónico.
Por último, hice el juego de continuar en la pintura la encina que crece detrás del pabellón, a la izquierda.
Debió de gustar a los estilistas y colaboradores de revistas de decoración, pues ha sido publicado varias veces. Mi premio fué el placer de trabajar para una gente encantadora, que de todo tiene que haber.

2 comentarios:

María Jesús Cano (Chus) dijo...

Impresionante, se debería visitar como un museo.
Chus

Anónimo dijo...

Con el paso del tiempo todavía está más bonito.Los laterales están cubiertos por hiedra,enmarcando el trampantojo. Sonsoles

Datos personales

Mi foto
Me he metido en esto de los blós con la intención de dar a conocer mi trabajo, y contactar con gente que haga cosas interesantes

Mi lista de blogs

Seguidores